Diseño de Interiores

El Diseño de Interiores en la vida moderna tiene que definir la habitabilidad de los espacios en todas las formas que las necesidades del confort y estéticas requieran para impresionar satisfactoriamente los diferentes sentidos humanos.

Dado que el concepto de confort y estética ha ido variando con el transcurso del tiempo en las diferentes culturas, todo Diseñador de Interiores debe estar atento a las distintas variables que conforman el universo del espacio arquitectónico: la funcionalidad, la iluminación, los materiales, etc.
La materia prima de trabajo, es el manejo del espacio, el cual debe adaptar y modificar según las necesidades y medios que posea el cliente, buscando siempre la mejor solución espacial, funcional, tecnológica y económica.

C-001
1-00A

Cuando se diseña se tienen que tener en cuenta aspectos altamente subjetivos como son:

  • La expresión de la persona que va a vivir esos ambientes.
  • La suma de los intereses de los ocupantes.
  • Las ideas personales y prácticas que éstos tienen de lo que debe ser el confort.

El diseñador según su experiencia tendrá que dar respuestas acabadas y contundentes al momento de dar su opinión profesional, exponiendo su proyecto con planos, dibujos, colores, texturas, iluminación, proporciones y objetos en el ambiente.
En el diseño de interiores se logran grandes cosas con un conocimiento acabado de las variables que influyen al momento de proyectar; teniendo presente los otros ingredientes fundamentales que son: el interés, la dedicación y el deseo de experimentar.

DISEÑO INTERIOR RESIDENCIAL
DISEÑO INTERIOR COMERCIAL
DISEÑO INTERIOR CORPORATIVO